«

»

Ago 25

Protagonistas de nuestra triste realidad

Cuando  Elianis Garrido, participante en esta versión 2012 del reality Protagonista de Nuestra Tele, agarró por los pelos al controvertido Oscar Naranjo, la noticia, que inexplicablemente siempre se filtra, disparó la expectativa y los niveles de audiencia.

 

 

Clic aquí: Video expulsión Elianis Garrido y regaño de Andrea Serna

 

Esa noche vimos la pelea entre estos inestables jóvenes, pero además, al final del capítulo a la presentadora Andrea Serna, quien en tono enérgico, dijo que esto era inadmisible, que ´toda´ Colombia estaba pendiente de ellos y que cómo era posible que se produjeran unos hechos tan graves, que no lo entendía y además que algunos de los allí presentes avalaran ese acto violento, por lo tanto Elianis quedaba automáticamente expulsada del concurso.

Lo que me incomoda no es la salida de la barranquillera quien incumplió el reglamento, sino que los productores del reality se  ´rasguen las vestiduras´ ante las agresiones que se presenten al interior de la “Casa Estudio”    ¡si son ellos y solo ellos los que promueven todas las condiciones para que eso se dé!

 

Los elementos que propician allí la violencia son claros

  1. Convivir encerrado en una bodega lleno de cámaras y micrófonos al que llaman casa, sin comunicaciones externas, ni medios de entretenimiento.
  2. Un premio incalculable y sobreestimado, como diría Warhol “15 minutos de fama”
  3. Una selección de jóvenes inmaduros y ambiciosos, preferiblemente con baja autoestima.
  4. Hombres, en su mayoría, atléticos y las mujeres voluptuosas en extremo
  5. La ´fabulosa´ sección, El Cara a cara, donde se exige acusar a un compañero
  6. Permitir las agresiones verbales como parte del “juego”
  7. Permitir el matoneo o bullying
  8. Constante presión por las pruebas de actuación o presentación

 

 

 

Es como el cuento de la niña de campo que va a estudiar a la ciudad y sus padres le repiten con preocupación que cuide su virginidad, al cabo del tiempo ella regresa embarazada y los padres se indignan y le reprochan que no haya cuidado lo que tanto le encargaron a lo que ella responde: – eso sí, ¡pa´ qué ponen la virginidad esa por allá!

Es decir este formato está diseñado para que los participantes se agredan verbal y físicamente, para que ahora el canal se sorprenda porque se agarren de las mechas… bueno, pudo haber sido a cuchillo. Semanas después del incidente, el mismo Oscar quien ya había salido del concurso, es reintegrado y sufre un ataque emocional al terminar un Cara a cara, por lo que tocó ahora si retirarlo y digo ahora sí porque no creo que se atrevan a seguir jugando con la salud del muchacho solo porque la masa enceguecida pida que vuelva.

Con esta versión de Protagonistas, antes de novela ahora de Nuestra Tele, slogan del Canal RCN, cualquier televidente podría deducir que se puede insultar a los compañeros pues lo verbal no es factor de descalificación, que para subir audiencia hay que promover la agresión, que hay que privilegiar el aspecto físico sobre el talento, que los traumatismos emocionales son parte del juego y  sobre todo, pero sobre todo, que hay que indignarse si alguien se despierta y les dice a los directores del show, que ellos fueron los promotores de esa violencia.

El Gran hermano, cómo se llamó el primer reality, se basó en un texto de literatura pero también en experimentos científicos sobre convivencia, donde se aislaban grupos entre 4 y 15 voluntarios durante un tiempo determinado para ver cuánto resistían física y mentalmente a causa del stress, el programa de TV incluyó premios y competencias. El famoso experimento original se llevó a cabo en la facultad de sicología de la universidad de Stanford pero fue cerrado por graves cuestionamientos éticos.

 

Das Experiment, de Oliver Hirschbiegel (2001)

 

En cine hay dos referentes importantes, The Truman Show de Peter Weir que cuenta como se engaña a una persona desde su nacimiento sobre su entorno, que en realidad es un programa de TV en vivo y Das Experiment 2001 una película alemana basada en el experimento de Stanford que presenta claramente como un grupo de personas que podríamos llamar normales o promedio se descontrolan en condiciones extremas o de aislamiento cuando les piden que asuman roles de poder y de indefensión en una cárcel.

Un Reality es un formato televisivo que puede ser usado de varias maneras, una de ellas es buscar talentos.Que satisfactorio es para uno como televidente cuando aparecen artistas excepcionales o destacados profesionales de cualquier rama,  pero cuando se desvirtúa el objetivo del concurso y se centra en promover la violencia como gancho para crear audiencia es cuando la masa de televidentes dormidos debe despertar y recordar que con su pasividad y fidelidad convierten a los productores de estos programas  en Protagonistas de Nuestra Triste Realidad.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*