«

»

Feb 11

Redes sociales: un medio democrático en el conflicto

Democracia

Hoy día es muy difícil encontrar a alguien que pueda afirmar sin temor a equivocarse, que los medios de comunicación son simples espejos de la realidad, que muestran a la sociedad un escenario con una filosofía imparcial, independiente y con criterio propio.

Tal como lo afirma Fabián Vallas T., profesor de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Lima, hoy por hoy se acepta con abierta honestidad académica que los medios de comunicación usualmente asumen una posición que ayuda a alimentar un conflicto o por el contrario, a bajar la tensión cuando se brinda una cobertura que va más allá del campo de batalla[1], teniendo en cuenta que no se muestra todo, o lo que se muestra esta parcializado o influenciado por una de las partes en conflicto.

Pero sin duda alguna, es con la llegada de las redes sociales, alrededor del 2001 y 2002, que se rompe el paradigma de que son  los medios de comunicación quienes manejan, son dueños y tiene  derecho absoluto de mostrar la información veraz. Puesto que hora éstas redes han convertido en autores y proveedores de la información a la misma sociedad. Basta con que echemos un vistazo a la gran relevancia que han tenido Facebook y Twitter en todo el conflicto egipcio.

Fue con la creación de un grupo en Facebook bajo el nombre “Todos somos Khaled”, tras el asesinato del joven empresario  Khaled Said en manos de policías, que podríamos decir que este conflicto empezó. En principio el cuerpo policial hizo creer que el joven había muerto por ingerir una bolsa con drogas, pero no pasó mucho tiempo cuando se publicaron en Facebook fotos delatadoras que evidenciaban contusiones y heridas en el cadáver del joven. Lo que no se esperaba era que este grupo se convirtiera en un medio de protesta y crítica contra el gobierno, alcanzando más de 400.000 seguidores.

Otro caso es el de Lina Ben Mehnni, una profesora de la Universidad de Túnez, quien se hizo famosa por un blog en el que relataba todo lo que observó, tras recorrer las 3 ciudades en las que se desarrolló la revolución tunecina.[2] Sus declaraciones dieron la vuelta al mundo, pero sobre todo impulsaron de alguna manera la movilización de ciudadanos  convocados por Facebook y Twitter, provocando finalmente el derrocamiento del presidente Zine El Abidine Ben Ali. Los días siguientes, fueron los ciudadanos egipcios, quienes salieron a protestar  contra el gobierno de Hosni Mubarak.

De esta forma, encontramos a quienes pueden afirmar que estas redes sociales, son altamente culpables de la agudización del conflicto, puesto que ha organizado y unido una población desprovista de herramientas democráticas que le permitan demostrar su inconformidad. Y en mi opinión, esto no es del todo falso, puesto que sin la intermediación de estos medios, la organización de revueltas y protestas hubiera sido un poco más compleja, lenta y de poco alcance. Pero hay algo que debemos tener claro, la revolución la hicieron los ciudadanos que se encuentran hartos del gobierno que los  precede, que sin miedo se decidieron a hacer ejercer sus derechos fundamentales. Es decir, con o sin redes sociales en conflicto se hubiese detonado.

Lo importante es reflexionar en el inmenso poder que han ganado las redes sociales en todos los ámbitos de nuestras vidas, no solo como plataformas que nos conectan con clientes y amigos, sino con todos aquellos que comparten nuestra filosofía. Se han erigido como herramientas para difundir información inmediata y sin fronteras, pero también como poderosas plataformas que permiten crear conciencia nacional, abren una puerta inmensa de comunicación, organización y sobre todo politización de la sociedad.

Lucía Osorio
Asesora del área de educación
Corporación Colombia Digital
lucia.osorio@colombiadigital.net
www.colombiadigital.net


[1] Vallas T. Fabian. Dilemas de la cobertura de los conflictos armados, continuidad y cambio a raíz de la guerra de Irak. Tomado de: http://www.ulima.edu.pe/revistas/contratexto/v1/pdf/02vallas.pdf
[2] http://www.eluniversal.com.mx/internacional/71504.html

Comentarios

1 comentario

  1. José Ramirez
    Excelente blog!
    Pero en mi opinión las redes si fueron un medio demasiado influyente en las revueltas… tantas muertes!

    Pero por otra parte era eso…! Oseguir soportanto a un gobierno canalla.

    Y lo lograron!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*