«

Ago 03

SANTANDEREANOS PA´LANTE ES PA´LLÁ

 

Desde aquella visita presidencial a nuestra ciudad ante nuestros cacaos políticos y sociedad civil y en vista de la pobreza en calidad y cantidad de peticiones y propuestas, el mensaje fue muy claro, que mediocridad de propuestas, nada de envergadura pese a las reales necesidades de la región. Se habló de un dinero aprobado para un centro de convenciones y aún debatimos su

ubicación,  con la ampliación de carriles a Cúcuta pasa lo mismo. Se dio durante el gobierno pasado el debate  sobre la ruta por el alto del Escorial, la cual por ausencia de unidad de criterio (una constante en nuestra región donde cada quien jalona a conveniencia), dejando en ascuas el tema como sucedió en su momento con la supervía  Café Madrid- La Gómez que en reunión entre nuestra diligente plantilla de buenos pa nada (congresistas) y el exministro Cardona se aseguró que solo faltaba romper el primer peñasco y que el gobierno estaba cumpliéndole a Santander en palabras del senador Honorio Galvis.

Para la pavimentación de la carretera Curos_ Málaga se anunció en visita reciente, ratificando en la página oficial dela presidencia (http://wsp.presidencia.gov.co/Prensa/2011/Enero/Paginas/20110113_06.aspx) su construcción con una inversión de $250 Mil Millones. Propuesta que en su visita a Capitanejo a raíz del desastre invernal de la primera tanda de la niña ya habíamos escuchado de boca del mismo presidente, y de cuya falta de ejecución nadie da razón. Otra idea que ha dado botes lo ha sido la ruta Charalá-Duitama: el dinero y las opciones las tenemos a la mano, pero mientras andan algunos empiñatados con lo del aeropuerto, nadie empuja la presentación de proyectos, estudios y menos diseños para presionar la iniciación de obras. Pero más preocupados andan algunos congresistas de la salud del vice, programándose para visitas de diagnóstico domiciliarias, despreocupados por la salud del departamento que los puso a devengar más de quince millones mensuales, y que en menos de un año volverán a mendigar con afiches y pasacalles los relijamos para seguir vegetando en la fría capital con promesas que nunca  han cumplido salvo la de entregar trabajos de asesores a personajes que timbran tarjeta el día de la quincena. Qué podemos esperar de quienes nos gobiernan y representan en posiciones con  poder de decisión o de opinión, cuando nos ponen a pagar impuesto de valorización por un puente tan “divino” y fuera de lo común que no se podrá utilizar pues la platica no alcanzó para los accesos y salidas y todos siguen inmutables.

En lo del tercer carril  a punta de habladurías de carril mixto temporal y primera y segunda fase de Metrolinea nos han tenido entretenidos, sin que hasta la fecha exista una propuesta seria y eficaz diferente al blablablá de la campaña, mientras tanto nos encontramos sacándole brillo a la cédula mientras aparece el refrigerio o el tamal del día de elecciones, añorando ser la raza valerosa que siempre hemos creído ser, además pidiendo canoa en el gobierno central sin mostrar los méritos que harían cristalizar tal intención. En esto somos culpables los que faltamos a nuestra palabra de votar en blanco, los que ocupan espacio en las fotos de la prensa local desde el lado de los civiles sin adentrar en la redundancia de la ineficacia y falta de gestión de los políticos.

El dinero ahí regado en el piso, el desempleo crece al ritmo de nuestras lamentaciones y desesperanza dando tristeza  ver la postura de nuestros maniquíes (pura exhibición).

Raymundo Vanegas Torres

Comentarios

comentarios

Powered by Facebook Comments

1 comentario

  1. rodolfo
    Podemos nombrar a los “diligentes” senadores y representantes que “hacen mucho” por Santander: el mediocre Honorio Galvis, el patético Gómez Román, el cretino Gómez Villamizar, el ladronzuelo Bernabé Celis, el hampón Durán, el nefasto Aguilar, el bufón Didier Tavera, etc., etc

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*